Era cuestión de tiempo, ya no se podía sostener el cargo del Secretario de Movilidad de Tijuana, sin ninguna estrategia en seis meses de Gobierno de Monserrat Caballero, esa dependencia municipal estaba prácticamente condenada al fracaso, asfixiada por los reclamos de los automovilistas tijuanenses que todos los días circulan a la suerte entre las calles cada vez más congestionadas de la ciudad.

Los allegados de la Alcaldesa refieren que la renuncia era algo que causaba resistencia en Monserrat Caballero pero no pudo más con las quejas que todos los días llueven por todos lados allá afuera en una de las ciudades fronterizas más importantes de América Latina.

Así que como marca el manual de Agarras tus cosas y Te Vas, la mandataría municipal pidió la renuncia del Arquitecto Javier Delgado Garibay, quien venía acumulando experiencia en Desarrollo Urbano desde el Ayuntamiento pasado con los exalcaldes Arturo González y Karla Patricia Ruiz, para recientemente con Monserrat Caballero asumir las riendas de la Secretaría de Movilidad.

Tal cual se lo adelantamos en este espacio, ya era por demás insostenible la permanencia de Javier Delgado, tuvo tiempo de sobra para presentarle a la Alcaldesa un programa integral de movilidad que diera pronto soluciones a los congestionamientos viales que tienen con dolor de cabeza a Tijuana.

En este momento, en calidad de despacho se encuentra el expriísta de hueso colorado, Obed Silva Sánchez, quien tiene un colmillo por demás retorcido en la política, así que sabrá sortear las aguas agitadas que en este momento invaden al Ayuntamiento de Tijuana.

Los nervios ya están llegando a otra de las secretarías de mayor importancia en la administración municipal, en donde asegura el primer círculo de la Alcaldesa Monserrat Caballero, que pronto también estarán presentando su renuncia los mandos principales.

Sí, es justamente la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana, en donde también se ha visto rebasada por ola delictiva que aqueja a Tijuana, y es que aún con todo y la presencia de los militares, a plena luz del día los criminarles llegan a dejar restos humanos en las zonas consideradas blindadas en la ciudad, como es el caso de la zona del Río.

Por más esfuerzo que el Secretario de Seguridad José Fernando Sánchez González ha intentado, los resultados siguen siendo pobres al momento de rendirle informes a la mandataria municipal, quien sabe muy bien que en estos momentos está prácticamente sola, abandonada a su suerte por la Gobernadora de Baja California, Marina del Pilar Ávila Olmeda y el Presidente de México, Andrés Manuel López Obrador.

No es para menos, no hay un rumbo claro en movilidad, menos en seguridad, dónde la falta de estrategia evidencia el robo de autos en las colonias y fraccionamientos de Tijuana que se ha disparado como nunca antes, son muchos ya los reclamos de los tijuanenses que no pueden ya con tanto, ya no sólo se cuidan del robo a domicilio o los asaltos, sino que ahora hasta del vehículo que dejen estacionado frente a la casa o la oficina, donde quede ya no es garantía de encontrarlo.

A seis meses de Gobierno, Monserrat Caballero no encuentra la manera de hacerle frente a los problemas de movilidad y de seguridad que tanto exige la población se solucionen, por lo que si los cambios pendientes aún no llegan, estará dejando entrar el fracaso absoluto a su Gobierno y el riesgo latente de perder la oportunidad de la reelección en 2024, cuando la gente tenga que medir sus resultados y evaluar si merece una segunda oportunidad, situación que se ve por demás complicada, al tiempo. Nos leemos pronto, escríbeme a estrada.maldonado.ismael@gmail.com

Comentarios