Cómo estarán las cosas en estos momentos en materia de seguridad pública estimado lector, que figúrese Usted que en pleno banderazo de las Jornadas por La Paz que encabezó la Alcaldesa de Tijuana, Monserrat Caballero, la institución con mayor confianza y credibilidad por parte de los mexicanos, que es el Ejército, vino a pedirle que dejen atrás sus diferencias los tres órdenes de Gobierno y asuman su papel que les corresponde en la estrategia de combate a la delincuencia y prevención del delito.

Y es que no es para menos, mientras la cifra de delitos y asesinatos que se registran con mayor porcentaje en Tijuana no paran sino que continúan presentándose sin importar que más de tres mil militares y guardias nacionales patrullen en este instante Baja California.

Poco les ha intimidado a los criminarles la presencia militar para dejar de asesinar a la hora que sea y frente a niños o quien sea quienes estén en el momento de los hechos, lamentablemente la situación ya es por demás grave.

Pero todavía más grave es que nuestros gobernantes no se den cuenta o no quieran darse cuenta que mientras ellos están desgarrándose las vestiduras por ver quién es más leal a la mal llamada Cuarta Transformación, los bajacalifornianos temen salir de sus hogares y no volver.

Y lo que digo tiene lugar a lo que a nivel nacional se difundió esta misma semana con datos oficiales del Gobierno de Andrés Manuel López Obrador, donde revela que Baja California es uno de los seis estados en donde se concentra el 50% de la violencia del país.

De acuerdo con las estadísticas presentadas este miércoles por la secretaria de Seguridad y Protección Ciudadana (SSPC), Rosa Icela Rodríguez, en el informe mensual de incidencia delictiva, resultó ser marzo el mes más violento de este 2022 con 2 mil 657 víctimas de homicidio en el país,

Y precisamente fue en ese informe en donde se señaló a Baja California como el estado que ocupa el deshonroso cuarto lugar en el top de las entidades con mayor violencia en México, donde los asesinatos lejos de disminuir continúan presentes y en particular en nuestra querida Tijuana, donde la soberbia de la Alcaldesa le ha cerrado puertas de los Gobiernos Estatal y Federal, en lugar de construir puentes y lazos de coordinación para encaminar una verdadera y efectiva estrategia de seguridad.

Preocupante es leer que seis estados concentran el 50% de la incidencia de homicidio doloso en el país, en el primer trimestre del año Guanajuato suma 766; Michoacán, 756; Estado de México, 629; Baja California, 593; Jalisco, 468; Sonora, 448.

A este ritmo de porcentajes de asesinatos y con esa actitud de los Gobiernos emanados de Morena, difícilmente se podrá avanzar en la ruta hacia un mejor entorno seguro y tranquilo para los bajacalifornianos y en particular para Tijuana.

Lo hemos dicho antes, si las cosas no están funcionando, es el momento de apretar la tuerca, de hacer los ajustes necesarios en quienes no están dando los resultados, allá afuera hay mucha tropa con ganas de encabezar una policía como lo es la de Tijuana, dispuesta a enfrentar al crimen y prevenir el delito pero con un jefe policía municipal que sabe los problemas de los oficiales y también tiene la experiencia para emprender estrategia real y efectiva contra el crimen.

Y es que no es para menos, los oficiales municipales esperan en verdad ver condiciones de trabajo y prestaciones de seguridad social que dignifiquen su trabajo, hay muchos jubilados que aún no reciben lo que les corresponde mientras que los activos en servicio batallan con el sueldo y la falta de condiciones de trabajo que lejos de motivarlos los decepciona y baja las ganas de salir dispuestos a arriesgar su propia vida por recuperar la paz y tranquilidad de Tijuana.

Convoque a una cruzada por la seguridad Alcaldesa, acérquese a todos los sectores de la población, construya acuerdos en base al diálogo cercano, escuche ahorita que está todavía a tiempo de corregir el rumbo de su Gobierno, porque más allá de sus intereses políticos, está de por medio la seguridad de las familias tijuanenses, las que todos los días le exigen más resultados y menos excusas. Escríbeme a estrada.maldonado.ismael@gmail.com, ¡Nos leemos pronto!

Comentarios