La próxima apertura de la economía podría ser en el sector gastronómico en Baja California, detalló el gobernador Jaime Bonilla, que supuestamente ha revisado el tema con el titular de Salud en Baja California, Alonso Pérez Rico a efecto de valorar detenidamente su reactivación.

 “Las principales vocaciones de este estado son la gastronomía, turismo y comercio, que están estrechamente vinculados, sin embargo, para su reapertura debe existir un protocolo avalado por la Secretaría de Salud Federal” puntualizó.

 LEE: Restaurantes en Ensenada buscan permisos para reabrir con medidas de salubridad.

Bonilla Valdez, dijo que estas tres actividades son el motor económico de Baja California, pero no se pueden tomar decisiones a la ligera. “Pediremos a la Federación reclasificar como esenciales, cuando menos parcialmente, los restaurantes integrados a los hoteles para poder dar el servicio, pero debemos ser cuidadosos y cautelosos en este aspecto”, adelantó.

 Aunado al comentario, el secretario de Salud, explicó que sería muy precipitado adelantarse en la curva epidemiológica, por ser una de las entidades más afectadas en el país, en casos positivos y tasa de mortalidad por COVID-19; y que de nada servirán los esfuerzos y sacrificios del personal médico, a quienes reconoció su dedicación, para combatir al patógeno.

Comentarios