A través de la Dirección de Inspección, la Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STPS) de Baja California mantiene revisiones en empresas de la entidad para que cumplan con las condiciones generales de trabajo que marca la ley, y en caso contrario, implementar multas por la omisión, que en algunos casos han sido millonarias.  

El titular de la STPS, Luis Javier Algorri Franco, detalló el caso de algunas empresas en las que han detectado irregularidades y que han tenido que responder ante la autoridad estatal.  

Exhibió al centro de trabajo Jovimia, cuyo nombre comercial es Hong Kong Gentlemens, ubicado en la zona centro de Tijuana, establecimiento al que se le interpuso una multa de 16 millones de pesos.  

En este sentido, explicó que la inspección fue derivada de una queja que se presentó respecto a que este establecimiento contrataba a menores de edad; dijo que el lugar dolosamente paso por alto la visita de inspección y el requerimiento efectuado, a fin de que acreditara ante la dependencia, que sus empleados cuentan con prestaciones de ley.  

Algorri Franco, también refirió el establecimiento Óptica 2020, ubicado sobre la carretera a Tecate, a la cual aplicaron una multa de 604 mil pesos, la secretaría desconoció el estatus de los trabajadores, sobre sí realmente se encuentran con seguridad social, lo que se traduce en que infringió las normas laborales.  

Otro negocio que hizo mención el secretario del Trabajo, fue la clínica Buen Rostro en Tijuana, del giro médico, acreedor a una multa de más de 1 millón de pesos; la inspección de la autoridad estatal, se dio en virtud de una queja de los propios trabajadores por falta de pago de las utilidades.  

Comentarios